Un sube y baja que une a Estados Unidos y México fue elegido como el mejor Diseño del Año

Una instalación del estudio de arquitectura Rael San Fratello, que conectó a niños en los EE. UU. y México a través de tres sube y baja de color rosa, colocados en el muro fronterizo de ambos países, fue coronada como el Diseño del año de los premios Beazley.

Apodado el Muro Teeter-Totter, el proyecto estuvo en marcha solo alrededor de 40 minutos en julio de 2019 y esperaba fomentar un sentido de unidad en la frontera divisoria, que estuvo muy politizada bajo la administración Trump.

Hoy, los «sube y baja» ideados por los arquitectos Virginia San Fratello y Ronald Rael fueron nombrados tanto el ganador de la categoría de transporte como el ganador general de los premios Beazley Designs of the Year, que organiza el Design Museum de Londres cada año.

Un jurado de cinco personas, que incluía a la diseñadora Camille Walala y al fundador de Ma-tt-er, Seetal Solanki, tomó su decisión inmediatamente después de la victoria de Joe Biden en las elecciones presidenciales de Estados Unidos.

El resultado se anunció un día antes de su toma de posesión y la salida de Donald Trump del cargo. Recordemos que uno de los primeros decretos firmados ayer por Biden, fue la suspensión de la construcción del polémico muro entre ambas naciones.

A la luz de estos eventos, el proyecto de Rael San Fratello vuelve a adquirir un significado particular, y el director ejecutivo y director del Design Museum, Tim Marlow, lo describe como un «recordatorio ingenioso y conmovedor de cómo los seres humanos pueden trascender las fuerzas que buscan dividirnos»

Comentarios Facebook